Lo inútil de la vanidad frente a la certeza de la muerte

Tazas de café la muerte jarrón y seis margaritas

Hay quienes se regodean de tal forma que podrían encajar en la definición habitual de vanidad, por ese virtuosismo que está más allá de la propuesta misma y que al final queda a un lado para dejarnos observar una impecable técnica/ejecución sin nada que enriquezca la idea inicial o sugiera otros caminos. Algunos se regodean hablando en círculos para decir cosas simples, hacen  aportes muy técnicos a su género que solo pueden apreciar los entendidos e incluso los que en el pasado han realizado buenas obras logrando algún éxito/reconocimiento para  luego pavonearse por los diferentes escenarios sin más propuestas que los de ese pasado, como si su ego no les permitiera ver más allá de sus antiguos logros. Es interesante porque ni el marketing puede hacer que el espectador deje de observar esa vanidad del «Yo sí puedo: juzgar… decidir… cantar… bailar…cocinar… porque en algún momento estuve en los primeros puestos del rating».

Seguir leyendo “Lo inútil de la vanidad frente a la certeza de la muerte”
Anuncios

Compañeros vivos: Nadie a quien seguir ni necesidad de ser seguidos.

He pasado toda mi vida en una búsqueda eterna por encontrar mi propia voz, mi propia expresión. He recorrido un largo trayecto siendo fiel a mi creencia de que el individuo debe ser respetuoso con los otros sin dejar a un lado sus propias ideas, que solo deben evolucionar dentro de la experiencia individual y no cambiar por imposición externa.

Mis recuerdos llegan hasta aquellos días cuando, estudiando en la escuela de artes plásticas, me pintaba las piernas con dibujos decorativos que exteriorizaban mis pensamientos (nunca tuve el valor para hacerme un tatuaje, lo confieso). Recuerdo los trajes con retazos de diferentes telas que le pedía a mi mamá me hiciera (ahora muy de moda), los zapatos, sombreros y carteras que inventaba. Recuerdo mi actitud en general que desde entonces ya asustaba algunos que confundieron mi postura como un acto de soberbia pero no, era la búsqueda de ese camino que aún hoy en día continúo recorriendo. Algunas personas critican esa manera tan peculiar de imagen personal pero sus burlas no me alcanzan, por ejemplo continuó con un atuendo que podía ser la moda o no, siempre que se ajuste a mis expectativas de mi discurso personal y mi búsqueda en solitario.

Seguir leyendo “Compañeros vivos: Nadie a quien seguir ni necesidad de ser seguidos.”

La vida como negocio, ¿por qué el arte iba a ser diferente?

Los de la vida próspera

La tendencia es a ser eficientes: siguiendo 7 hábitos, con 21 días de continuidad… en fin con tropecientos métodos que nos ayudan a ser felices, sanos y sobre todo productivos… para qué hacer ejercicio si no es para romper marcas personales, para qué una foto que no tenga «me gusta» por qué tener una afición si no es para revisar los progresos. Nos conformamos con una interacción en las redes para creer que el otro está allí con nosotros.

Como si de un videojuego se tratara se avanza en el desarrollo de un héroe resolviendo misiones y puzzles. Y así llevamos nuestro día a día pero menos divertido, menos arriesgado y sin la opción de volverlo a intentar, es muy raro cuando la vida te da segundas oportunidades y aun así no son circunstancias exactas así que tampoco se podrá decir que sea una segunda vida luego de un «game over»

En cualquier caso vamos recibiendo galardones y medallas que sólo tienen valor placebo. La realidad es que que cumplimos con todo, nos exigimos el máximo y no paramos.

No somos los directivos de nuestras propias «empresas vitales»

Seguir leyendo “La vida como negocio, ¿por qué el arte iba a ser diferente?”

El valor del entretenimiento y el papel del arte en él.

Parte I

Esta rueda de hámster que es nuestra vida tiene varias formas de funcionar y a pesar de estar inmersos en una actividad constante, nuestra mente se quede vacía de sentido muchas horas al día. Existen vías de escape que se nos permiten sondear pero que se alzan como una necesidad más: La vida sana, las aficiones, las relaciones…  Convertidas también en algo medible, cuantificable y objeto de valoración. 

Este distanciamiento de las grandes preguntas ¿qué puedo saber?, ¿qué debo hacer?, ¿qué me cabe esperar? Qué, de realizarse alguna vez en la vida,  en la adultez  se limita a la mera supervivencia a mediano plazo.  Mientras nos llenamos de actividades/objetivos y propósitos que nos guíen a la felicidad.  Tomando en cuenta que ya nada es duradero, tampoco nuestras preocupaciones existenciales lo serán. Todo es rápido y eficiente, tiene que ser como el «estándar» de calidad social lo haya programado. (Y no personal porque si no estaríamos siendo Kantianos)

Seguir leyendo “El valor del entretenimiento y el papel del arte en él.”

Para Ellos, nosotros somos ellos

Una reflexión nada navideña. Hay cierto grupo ajeno al ajetreo de ellos y la navidad. No somos familia del Grinch ni nada por el estilo. Pero hay cierto caos que nos parece exagerado y un poco desproporcionado. Por qué nos habla quien no nos ha prestado atención durante el año o peor aún ¿por qué se espera que le hablemos? la magia del amigo invisible o secreto como sea que se llame. En fin que sigo trabajando en mi tema:

Distopías en universos personales

Bajo la etiqueta de las distopías se tratan  historias sobre individuos superados por los defectos de una sociedad que regula en exceso o que tiene carencias muy vitales para la sobrevivencia, lo que sea que el autor prefiera señalar. Toda sociedad tiene sus fallos, unas más exageradas y  más explotables literariamente que otras. Existe por lo tanto un Ellos (los dominantesopresores, reguladores, en fin…) y un nosotros (el protagonista, el héroeantihéroe…) con los cuales nos identificaremos haciendo la separación claramente sin necesidad de que el autor explique mucho, ya que nuestras gríngolas nos impiden ver que para nosotros los otros son Ellos, de la misma forma que para Ellos nosotros somos Ellos (Ellos con mayúscula porque suele ser un personaje ramificado en otros corales que representan el statu quo del que se quiere reflejar. El nosotros por lo general será tan individual que tendrá un solo nombre propio, singular)

Seguir leyendo “Para Ellos, nosotros somos ellos”

Merchandising navideño

Arte como transmisión

Cuando el arte se utiliza como un medio para expresar un sentimiento que encierra una visión sobre el mundo y la vida, por lo general, trasciende al ser el reflejo que reinterpreta, con una voz más universal. Existen infinidad de ejemplos de artistas de todos los géneros y corrientes que han abierto caminos insospechados con la actitud rompedora de su creación, mientras escribo pienso en Queen (la banda); Banksy con su arte urbano, las estatuas vivientes de Gilbert & George con sus propuestas de Arte: Crítica, sátira, estética.

Seguir leyendo “Merchandising navideño”

Hospital

Malos presagios

Al quinto día de comenzar mi vida la Muerte me pide paso. Al escuchar su voz me llené con su presencia, iniciando de esa manera una transformación en mí. En el instante que le vi el rostro me comentó que no respeta horario, puede ir a su antojo otorgando o quitando poderes. Comprendí que actúa con autonomía. Mientras la Muerte me susurra que se divierte con el poder que le otorgan algunos humanos al temerla, la noche se torna más sombría dibujando grises en todo lo que se encuentra en su camino y el aire silba frío.Como sus fieles cómplices también se entretienen creando la atmósfera propicia. En ese momento supe que juega a vestir a los que se irán con ella. Ese traje hace sentir vulnerables a los otros humanos que rodean al viajante, aumentando así la confusión de esos seres.

Seguir leyendo “Hospital”